Legítima Defensa Putativa:

Consiste en rechazar o defenderse de una agresión inexistente, que solo existe en la mente del defensor, o sea el error de hecho contemplado en el artículo 25, numeral 3 del C.P.